Nutrición y estética

Nutrición y estética
Nutricionista Lima

martes, 3 de febrero de 2015

Consecuencias de las dietas restrictivas. NUTRICIONISTA LIMA




Cada verano, un alto porcentaje de personas, a nivel mundial, recurren a rigurosas dietas que les permitan bajar de peso rápido y perder 7 kilos en una semana, pero hay un punto donde las dietas van demasiado lejos y perjudican considerablemente nuestra salud.

Estas dietas, generalmente, son muy restrictivas y bajas en calorías. A corto plazo, se consigue disminuir peso; pero, a largo plazo, producen verdaderos daños a la salud y no vale la pena correrse el riesgo. Aquí te detallo alguno de estos problemas: 

- Deficiencias de nutrientes, tanto a nivel de proteínas, grasas y/o carbohidratos, así como vitaminas y minerales. Al principio, no lo notarás, ya que tu cuerpo utilizará las reservas que tiene. Pero después de unas semanas o meses –dependiendo de tu estado nutricional previo al inicio de estas dietas – puedes presentar signos y síntomas como piel y cabellos secos, uñas quebradizas, dolores de cabeza, disminución en la concentración, etc.

- Aumento de ansiedad. Si bien, la ansiedad es multifactorial, la dieta – la mala dieta - representa una gran causa de aumento de esta. Cuando las personas presentan deficiencia de nutrientes – y no me refiero únicamente, a deficiencia de hierro en la anemia – los niveles de ansiedad aumentan, esto se debe a que el cuerpo siente la carencia de nutrientes y aumenta los niveles de hormonas de estrés en el cuerpo; esto, mediante una serie de reacciones y procesos metabólicos complejos, desencadena la ansiedad. Es por esta razón, que muchas personas no pueden seguir un régimen alimenticio muy estricto y el aumento de ansiedad suele ser la principal causa de abandono del régimen. 

- El temido efecto rebote. Cuando el cuerpo pasa por períodos de inanición, como cuando se siguen dietas restrictivas, se activan procesos de stress y alerta. Y cuando se regresa a comer de manera “normal” el cuerpo va a asimilar todo lo que se consume, en un afán de guardar reservas para el próximo período de inanición –es decir, para cuando vuelvas a hacer una dieta restrictiva – lo que significa que cuando dejas la dieta, subes mucho de peso y cuando quieres volver a hacerla, cada vez te será más difícil conseguir resultados.

Estos son solo algunos de los tantos efectos secundarios de seguir este tipo de alimentación. La idea de “hacer dieta” para bajar de peso siempre debe estar centrada en cambiar hábitos hacia unos sostenibles a largo plazo; para así, lograr una pérdida de peso efectiva y mantener el peso ideal.









Entradas populares

Seguidores

Se ha producido un error en este gadget.